Que nos tengan en cuenta - Universidad de los Andes

introduzca AND, OR, NOT para restringir los resultados de la búsqueda
 
A
(Por ejemplo, 330.12 a 500.45)
 
 
 
0
 

Que nos tengan en cuenta

Colonos, empresarios y aldeas: Colombia, 1800-1900
0 estrellas de 5(0 Calificacion(es))
Formato : PDF
Número de páginas : 254
Fecha de Publicación :Abril 2015
Disponible para :
  

 

Descripción del libro

 

Ante las desigualdades sociales que conmovían a las colonias españolas, el Estado colonial entregó parcelas a gentes humildes en baldíos del Estado o en tierras privadas que se habían otorgado a empresarios y latifundistas, y así contribuyó a formar importantes núcleos de pequeños tenedores. El proyecto fue exitoso en Antioquia, donde distintos sectores vieron oportunidades de valorizar sus tierras y asegurar el bienestar de sus familias, mientras el Estado encontró una forma de evitar tensiones sociales que atentaran contra la seguridad del sistema colonial. Durante el siglo XIX se mantuvo el empeño del Estado republicano en titular predios y vincular sus tenedores a núcleos urbanos para consolidar mercados, especialmente de tierras, ganados, productos agrícolas y bienes industriales. Miles de familias desposeídas se beneficiaron con la titulación de pequeñas parcelas, pero también hubo centenares de gentes que por ambición, visión empresarial o vínculos con el poder se hicieron escriturar grandes extensiones de tierras. Muchos colonos en los montes de Colombia terminaron adscritos a pueblos que fueron fundados tardíamente por empresarios y autoridades, interesados en valorizar tierras de gamonales y en atender el desarrollo económico regional. Entre tanto, los cambios en los paisajes andinos condujeron a uno de los grandes desastres ecológicos nacionales: la destrucción de millones de hectáreas de bosques, especies nativas y fuentes de aguas. Al final, los sueños e ideales de varias generaciones que hicieron posible la llamada colonización antioqueña se diluyeron en una frontera que se manchó de sangre después de 1950. Premio Nacional de Cultura 1994. Control constitucional y presidencialismo monárquico (1886-1910); demuestra que la consagración del control judicial de constitucionalidad en el Acto Legislativo 03 de 1910 no fue, de ninguna manera, una inferencia lógica del principio de supremacía de la Constitución; tampoco fue una solución a priori. Esta reforma fue una conquista de liberales y conservadores históricos, quienes buscaron responder a tres necesidades. La primera, contrarrestar el presidencialismo “monárquico”, la supremacía de la ley respecto de la Constitución y: la restricción a la libertad de prensa. La segunda romper la comprensión de las constituciones como “arcas santas reformables sólo a balazos”. Y la tercera, terminar con la práctica de usar las leyes fundamentales como instrumentos para oprimir y perseguir a los vencidos en la guerra.


Editorial: Ediciones Uniandes
Año de edición: 2015
Número de páginas: 254
Tamaño: 2.4 MB
Más producción académica de este autor: https://

 

Encuentre también nuestro libro impreso